Últimas recetas

Rollos de cena preparados con anticipación

Rollos de cena preparados con anticipación

Los panecillos suaves y mantecosos son imprescindibles para las fiestas. ¡Guarde uno para un sándwich de pavo al día siguiente!

Crédito de fotografía: Sally Vargas

En nuestra casa hay un dicho: OHIO, solo manéjalo una vez. En el período previo a las vacaciones, puede hacer, hornear y congelar estos panecillos y guardarlos en el congelador con anticipación, y estará en la carretera para relajarse sin estrés.

Estos panecillos suaves y mantecosos son imprescindibles para su mesa navideña, o cualquier ocasión especial, para el caso. Nadie quiere preocuparse por los panecillos cuando hay tantas cosas en la cocina. Ahí es donde entra en juego el plan de anticipación muy importante.

EL SECRETO DE LOS MEJORES ROLLOS DE CENA

¿El secreto de los panecillos tiernos que se derriten? Mucha mantequilla, huevos y hojuelas de papa.

Los huevos y la mantequilla agregan riqueza, y las hojuelas de papa, un sustituto del puré de papa que se usa para hacer el pan de papa antiguo, agregan ternura. El almidón de las patatas atrae y retiene el agua, lo que a su vez crea un rollo con una calidad de conservación excepcional.

La masa es suave y flexible, apenas pegajosa, y es un sueño trabajar con ella.

Si nunca ha visto hojuelas de papa, no tema. No son demasiado difíciles de encontrar en el supermercado promedio. También puede comprarlos en línea, por supuesto, como casi cualquier otra cosa.

CÓMO MEDIR LA HARINA

En mis días de horneado de pan para un restaurante (visualice una batidora de pie gigante, lo suficientemente grande como para que juegue un niño pequeño), preparamos cientos de panecillos y panes para servir y vender. Más o menos he replicado mi método de lotes grandes aquí.

Siempre pesamos nuestros ingredientes en el restaurante, pero incluso con medidas de peso precisas, la cantidad correcta de harina puede variar según la marca de harina, así como la humedad en la harina en sí, por lo que es posible que se requieran algunos retoques al final. de mezclar. Es posible que necesite una cucharada o más de harina para la masa, pero aún así debe estar pegajosa.

La forma en que mide cada taza también puede producir resultados inconsistentes. Para obtener los mejores resultados, le sugiero que utilice el método de medición de "pelusa y pala":

  1. Espolvorea la harina en el bote.
  2. Colóquelo en la taza medidora.
  3. Nivela con el roce de un cuchillo.

Mida toda la harina antes de comenzar, para que no pierda de vista la cantidad que ha agregado al mezclar la masa. Sea flexible al final de la mezcla, ya que es posible que deba agregar una cucharada o dos más de harina si la masa está demasiado pegajosa. No se preocupe, ¡no es complicado!

CÓMO CONGELAR Y CALENTAR SUS ROLLOS

Me gusta congelar los rollos en paquetes de seis a ocho rollos, así puedo sacar tantos como quiera sin tener que descongelar una bandeja entera.

Enfríe los rollos por completo y envuélvalos bien en papel de aluminio en la cantidad que desee. Deslice los paquetes de papel de aluminio en bolsas de plástico para congelar y congélelos hasta por un mes. (Los rollos pueden congelarse y quemarse por congelación después de un mes).

Cuando esté listo para recalentarlos, precaliente el horno a 300ºF. Saque un paquete del congelador, colóquelo en la bandeja para hornear y abra el papel de aluminio para exponer los rollos para que el aire pueda circular a su alrededor. Caliéntelos durante unos diez minutos o hasta que estén completamente calientes.

FORMAS DE TERMINAR SUS ROLLOS

La llanura es buena, pero sí, ¡puedes gremiar el lirio! Aquí hay algunos ingredientes para jugar.

  • Para rollos brillantes, cepíllelos suavemente con un huevo batido (1 huevo batido con 1 cucharada de agua) antes de meterlos en el horno.
  • Para decorarlos: Espolvoree con hierbas, sal gruesa o semillas de amapola, después de aplicar el huevo lavado si lo desea.
  • Para rollos de mantequilla adicionales: Si es Acción de Gracias, necesitamos más mantequilla, ¿verdad? Cepille la parte superior con mantequilla derretida. Un poco de sal marina en escamas estaría en el mismo espíritu.

Ahora avance rápido al día después de Acción de Gracias. ¿No quieres un sándwich de pavo en uno de estos bebés? Sé que lo haré. Estoy haciendo dos lotes.

MÁS IDEAS PARA TU CESTA DE PAN

  • Galletas de queso
  • Rollitos de papa
  • Pan de centeno casero ligero
  • Rollo Parker House
  • Pan de queso brasileño fácil

Receta de rollos de cena preparados con anticipación

La levadura instantánea, también empaquetada como levadura de crecimiento rápido, es una cepa de levadura ligeramente diferente a la levadura seca activa regular. Se seca y se muele en partículas más pequeñas que su primo original y su principal ventaja es que no tiene que ser disuelto en agua y “fermentado” antes de su uso. Puede usarse indistintamente con levadura seca activa.

Si usa levadura seca estándar, primero ablandela en agua de acuerdo con las instrucciones del paquete.

Ingredientes

  • 4 tazas de harina para todo uso (480 gramos), medida en un tazón usando el método de pelusa y pala, y más para espolvorear
  • 2/3 taza (40 gramos) de hojuelas de puré de papa instantáneo, sin sabor o con sabor natural
  • 1 paquete (2 1/2 cucharaditas) de levadura instantánea
  • 1/4 taza (50 gramos) de azúcar
  • 1 1/2 cucharaditas de sal
  • 2 huevos grandes
  • 1 1/4 tazas (296 ml) de leche entera
  • 4 onzas (8 cucharadas) de mantequilla sin sal, ablandada a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de aceite vegetal o de oliva, para el bol
  • Aproximadamente 3 cucharadas de mantequilla derretida para cepillar los panecillos recalentados

Método

1 Mezclar la masa: En el tazón de una batidora de pie a baja velocidad con el accesorio de paleta, revuelva 2 tazas de harina, las hojuelas de papa, la levadura, el azúcar y la sal hasta que se combinen. Agrega los huevos y la leche y bate durante 1 minuto a velocidad media.

Agrega la mantequilla en trozos del tamaño de una cucharada a velocidad media y bate hasta que se incorpore. Esto le llevará de 3 a 5 minutos. Raspe los lados del tazón y mezcle 1 1/2 tazas más de harina a baja velocidad. La masa quedará espesa y suave.

Vuelva a raspar los lados del tazón y cambie al gancho para masa. Ponga la batidora a velocidad baja y agregue gradualmente 1/2 taza más de harina.

2 Amasar la masa: Continúe amasando la masa a baja velocidad durante 10 minutos o hasta que limpie los lados del bol. La masa debe estar suave y ligeramente pegajosa, pero no tan pegajosa como para que sea difícil dar forma a los rollos.

Si está muy pegajoso, agregue más harina, 1 cucharada a la vez, hasta que la masa se desprenda de los lados del tazón.

3 Deja que la masa suba: Saque la masa del bol y forme una bola. Rocíe el aceite en el fondo del tazón. Vuelva a colocar la bola en el bol y gírela para cubrirla con aceite.

Cubre el recipiente con papel film. Deje reposar en un lugar cálido durante 1 1/2 a 2 horas, o hasta que duplique su tamaño y la masa esté firme, pero las yemas de los dedos dejan una huella en la masa.

4 Dar forma a los rollos: Coloque la masa sobre una encimera ligeramente enharinada y, con un rodillo, enróllela en un cuadrado de 30 cm (30 cm) que tenga un grosor uniforme. Esto asegura que sus rollos serán aproximadamente del mismo tamaño. Con un cuchillo de chef o un cortador de pizza, corte el cuadrado en 16 piezas iguales de masa.

Para cada pieza de masa, doble los bordes hacia el centro y junte los extremos sueltos para formar una bola. Dale la vuelta a la masa para que el lado de la costura quede hacia abajo.

Muévelo a una parte sin enharinar de tu superficie de trabajo (para aprovechar la tracción de la tabla para dar forma a los rollos). Pon tus manos sobre la masa y gira el rollo, usando tus dedos ahuecados y tu palma para hacer un rollo redondo y tenso.

5 Deja que los rollos suban: Cubra una bandeja para hornear con borde con pergamino. Coloque los rollos en la hoja aproximadamente a 1 pulgada de distancia y cúbralos con una envoltura de plástico. Deje que los panecillos se levanten durante 1 hora o hasta que hayan subido y se vean hinchados. Hacia el final del tiempo de subida, precaliente el horno a 350 ° F.

Nota: Para los panecillos que se "besan" entre sí, coloque 4 en una fila en la bandeja para hornear. Para panecillos separados, sepárelos un poco más.

6 Hornea los panecillos: Hornee por 20 minutos o hasta que estén doradas. Levántelos de la bandeja para hornear y colóquelos en una rejilla para que se enfríen. Si sirve de inmediato, unte con mantequilla derretida (opcional) o congele (sin la mantequilla) y vuelva a calentar a su conveniencia.

7 Congele los rollos: En paquetes de 6 u 8, envuelva bien los panecillos horneados completamente enfriados en papel de aluminio. Deslice los paquetes de papel de aluminio en bolsas de plástico para congelador y congélelos hasta por un mes. (Los rollos pueden congelarse y quemarse por congelación después de un mes).

Nota: Una bolsa para congelador de un galón contiene convenientemente un paquete de 6 rollos, mientras que una bolsa de dos galones tiene capacidad para 2 paquetes de 8.

8 Recalentar los rollos: Retire los paquetes de aluminio de las bolsas del congelador y abra los paquetes para permitir que circule el aire. Colóquelos en una bandeja para hornear en sus paquetes de papel de aluminio abiertos y caliéntelos en un horno a 300ºF durante unos 10 minutos. Si lo desea, unte con mantequilla derretida.

¡Hola! Todas las fotos y el contenido están protegidos por derechos de autor. No utilice nuestras fotos sin un permiso previo por escrito. ¡Gracias!


Ver el vídeo: Sándwich Montecristo - Receta fácil y rica (Julio 2021).